Vuelco en la cúpula de La Saleta Care. El grupo geriátrico valenciano, propiedad desde 2016 del fondo Armonea, ha reordenado su equipo directivo con la salida de Fernando Ruiz Castillo, uno de los fundadores del grupo y hasta ahora su consejero delegado. Su cargo lo ocupará ahora José María Campo, según han explicado a PlantaDoce fuentes de la empresa.

Ruiz Castillo fundó La Saleta 1997 junto a Ana María García Rubio, directora general, con el objetivo de ser una de las principales compañías en el sector de la atención y servicios para personas dependientes en la Comunidad Valenciana. Hoy día, la firma está presenta también en Castilla y León, Asturias o País Vasco. Desde La Saleta no han confirmado si Castillo permanecerá en la empresa tras el relevo.

La Saleta Care cerró 2017 con una facturación de 58 millones de euros y espera concluir el ejercicio 2018 con 81 millones de euros, mientras que para 2019 la cifra prevista ascendería a cien millones de euros, según la compañía.

Operaciones cerradas

Durante 2018, el grupo geriátrico cerró distintas operaciones de adquisición e integración de activos. La Saleta Care anunció el pasado septiembre la compra de la gestora Esgra Residencias, integrada hasta ese momento en el grupo de servicios Limcasa, en una operación que le llevaba a sumar ocho centros y más de mil camas.

En paralelo, el grupo compró también la residencia Resanvill, en Burgos, propiedad de la mercantil homónima y que, tras unas obras de rehabilitación que el grupo tiene que acometer, sobrepasará las 150 camas.

Meses antes, La Saleta Care materializó su entrada en el País Vasco con la adquisición de la residencia Albertia Etxea, de Vitoria, propiedad hasta la fecha de la mercantil homónima, con un total de 90 camas. En este último caso, la firma se alió con la plataforma de inversión Healthcare Activos, propiedad del empresario Jorge Guarner, quien se hizo con la titularidad del inmueble, cediendo la gestión a la valenciana.

En 2016, el fondo de inversión Gala Capital cerró la venta de Geroresidencias (hoy La Saleta) por más de 70 millones de euros al grupo belga Armonea. A través de esta operación, el grupo se hizo con nueve geriátricos, once centros de día, y dos edificios de apartamentos tutelados.

Publicado por  Planta Doce